Las malas vibraciones que daba el ente público NTU cada vez se hacen más palpables.

Algo falla en el proyecto de Kiev 2017. Ya hemos visto que desde la victoria de Jamala, la NTU ha tenido serias dificultades para encontrar ciudades que cumpliesen los requisitos necesarios para albergar el Festival, retrasos y más retrasos en el anuncio de la ciudad sede… Entre otros.

Según ha anunciado Jon Ola Sand, ante los tremendos retos que la NTU afronta, ha anunciado que la UER tomará una decisión sobre la organización del Festival. 

Esto se produce tras las declaraciones de Alexander Harebin a un portal de noticias ucraniano, Eurovisión puede que no sea organizado por Ucrania, afirmó.

Anuncios